Labels

Movie Category 1

Subscribe Us

Template Information

Test Footer 2

Movie Category 2

Movie Category 3

Con tecnología de Blogger.

All Movies Collection

Movies of The Week

Join This Site On Google Friend

Blog Archive

Movie Category 5

Movie Category 4

Estás Aquí: Home / Periodistas en tiempos de pandemia: del efecto polilla a la protección y el derecho a la información

Periodistas en tiempos de pandemia: del efecto polilla a la protección y el derecho a la información

| Sé el primero en comentar

Acaba de cumplirse poco más de un mes desde el primer caso de Covid19 en Chile y hoy, con esta pandemia, no solo nos enfrentamos a graves consecuencias para la salud y la economía, sino que también, y aunque parezca muy extrañamente directo, a desafíos y oportunidades periodísticas.

El Covid-19 no ha distinguido clases sociales y de hecho el foco de los “infectados” partió a nivel nacional en los sectores más acaudalados. Claro, esta vez no hubo segregación, ya que ahí viven los jefes, quienes luego de contagiar, tal vez empezaron a discriminar pero, ajeno a este contexto, los periodistas hemos estado completamente expuestos a la pandemia.

La Araucanía es el vivo ejemplo de varios factores: malos protocolos, minimización de riesgos por parte de los mismos colegas e, incluso, un “efecto polilla”. Cabe recordar que en la Seremi de Salud de la Región, se hicieron conferencias de prensa a mediados de marzo, sin considerar las medidas sanitarias básicas; hubo besos y abrazos por parte de la autoridad y colegas sin ninguna protección, pero también hubo autoridades que prefirieron los focos y cámaras antes del cuidado necesario.

A la larga, y por querer aparecer más en la prensa o ser figura, hubo serios costos. Dicho de una forma más directa: hay autoridades que prefirieron solo aparecer en diarios y televisión, en vez de proteger. He aquí una lección importante: en todos los gobiernos, los de antes, los de ahora y los que vengan, necesitamos menos “polillas que busquen el foco” y más profesionalismo.

Este incidente, que significó 8 colegas contagiados de la prensa y 4 de servicios públicos, sirvió para aprender mucho. Hicimos un catastro de los periodistas y comunicadores que estuvieron en las conferencias de la Seremi de Salud y luego presentamos un recurso de protección y una orden de no innovar. Esta última se dio a lugar, por lo que el hospital tuvo por orden judicial, para hacer exámenes a los colegas. Por otro lado, se presentó una denuncia a la fiscalía que significó una investigación de oficio.

Hemos aprendido que, ante cualquier situación complicada y aunque parezca de Perogrullo, debemos ser hábiles al revisar los protocolos y guardar los documentos que los contengan. Del mismo modo, el contacto entre todos los colegas es vital, ya que el alejamiento y falta de unión entre nosotros es nocivo para conseguir objetivos o defensas en este tipo de conflictos.

Debemos unirnos para proteger nuestro derecho constitucional para acceder a la información en las limitadas conferencias de prensa. Hoy, los colegas deben hacer esfuerzos gigantes para preguntar, ya que todo es muy limitado, anulando la capacidad crítica y dejando sin contraste cualquier decisión que pueda tomarse a nivel de gobierno.

Finalmente, hoy, a raíz de un grave evento que perjudicó incluso la vida de colegas, nos muestra un escenario positivo para las demandas de las y los trabajadores de medios de comunicación, en estos momentos donde los derechos laborales, de salud, de integridad y de acceso a la información se ven amenazados por actitudes temerarias de terceros. Este error involuntario de la autoridad, se ha transformado en un precedente y, por primera vez, en estos últimos años, hasta una Corte cree que se puede resguardar la integridad de los trabajadores y defender el derecho de las comunicaciones.


Por Santiago Rodríguez
Presidente  Regional La Araucanía